OOPS. Your Flash player is missing or outdated.Click here to update your player so you can see this content.
Estás aquí: Inicio arrow Biografía según Rvdo. Padre Maurino Alonso
Biografía según Rvdo. Padre Maurino Alonso Cantarino (Agustino) PDF Imprimir E-Mail

Antonio Cabezón Gutiérrez

(1510-1 566)

 

Nació en Castrillo Matajudíos, provincia de Burgos, el dio 3 de mayo de 1510. Fue sin duda el mayor de los hijos de Sebastián Cabezón y María Gutiérrez Ciego desde la niñez, según nos asegura su hijo Hernando, dio pruebas desde los primeros años de una precocidad extraordinario; mas contra lo que ocurre generalmente con los niños de prodigiosa habilidad, que suéter, perder sus buenas cuali­dades naturales ahogadas por el orgullo, este ¡oven privilegiado era de alma cariñosa y tierna, intu­yendo la belleza artística sin previa educación.

 

 

Es muy probable que alguno de aquellos prebendados con que contaba por entonces la Iglesia de San Esteban Protomártir de su pueblo natal sintiese predilección y lástima por el prodigioso niño y le facilitase los medios necesarios pora perfeccionar sus magnificas aptitudes musicales, enviándole a estudiar a Patencia, donde existía por aquellos años un famoso organismo, llamado Torras Gómez, pa­trocinado tal vez por el propio Sr. Obispo, ya que como dice Luis Zapata en su Miscelánea «vivía antes que con el Rey con un Obispo de Patencia».

 

 

Grandes y rápidos debieron ser los adelantos de tan aventajado alumno, puesto que o los 18 aftas de edad entró al servicio del Emperador y de la Emperatriz como músico de cámara y capilla, plaza que conservó hasta su muerte.

 

 

Acompañó Cabezón al Príncipe Don Felipe II, en su viaje de presentación, a Italia y Flandes, en cuyos países adquirió tal prestigio el ya famoso organista español entre cuantos le oían, que ti nombre corrió deboca en boca como oigo peregrino y ¡amó* vista hasta entonces. Más tarde, formó parte igualmente de la comitiva designada por el Fundador del  Real Monasterio de Et Escorial, con motivo  de la celebración en Inglaterra de sus regios desposorios con María Tudor.

 

Puede decirse que a partir de esa fecha la fama del organista ciego no reconoce fronteras. No solamente en la península ibérica, donde su justificado prestigio se acrecentaba de día en día, sino también en las extensos dominios, sobre las que ejercía alguna influencia la gloriosa nación española el nombre del organista de la Corte de Carlos V y de su hijo Felipe II se pronunciaba con veneración y respeto, disputándose las gentes el honor de poder escuchar y saborear o su gusto los dulces acentos de tan divina música.

 

 

Al cabo de 38 artos, empleados  en servicio de los dos Monarcas más poderosos que ocuparán hasta el presente el Trono de España, entregó plácidamente su olma al Señor, en Madrid, nuestro insig­ne organista, el día 26 de marzo de 15óé. Su cuerpo fué solemnemente enterrado en el antiguo convento de San Francisco el Grande, por expresa voluntad de Felipe II, quien mandó redactar y colocar sobre su tumba un memorable epitafio, símbolo augusto del sentimiento regio y cortesano por la perdida irreparable de tan esclarecido artista, figura gigantesca de la música del siglo XVI.

 

 

Grande es, sin duda alguna, la deudo que el pueblo de Castrillo Matajudíos tiene contraído con el más ilustra de sus hijos, el insigne organista do los dorados siglos de nuestra historia Don Amonio Cabezón. Constituye, pues, un deber de justicia dedicar cuanto antes a tan excelsa figura música: una lápida, que inmortalice su nombre, o una de las magníficas plazas del pueblo, que tiene el honor de contarle coma su más legitima gloria.

 

 

Esperamos confiadamente de la comprensión y entusiasmo del actual Ayuntamiento de la locali­dad, que nuestra iniciativa habrá de encontrar apoyo incondicional en la benemérita Corporación, reparando la injusticia, prolongada hasta nuestros días, con realidades dignas de un pueblo que no olvida que para amar cumplidamente a la Patria es preciso conocer la vida y hechos de sus hijos más preclaros.

 

 

 

Rvdo. Padre Maurino Alonso Cantarino (Agustino)

What is the most significant information you must read about buy cialis online? It may have a lot of brands, but only one component. The definition of sexual dysfunction the persistent impossibility to achieve an erection to the point of orgasm, affects an estimated 15 to 30 millions men in the U.S. only. Sex drive diseases are so as a rule a product of how you feel that there is something to that "headache" saying after all. Mental soundness problems can reduce your desire and can lead to erectile dysfunction.